Seleccionar página

Anuncio
Volvo XC40 Recharge: el matagigantes 100 % eléctrico

Volvo XC40 Recharge: el matagigantes 100 % eléctrico

Javier Millán Jaro / EFE | 

408 CV, tracción total y una autonomía de hasta 418 kilómetros son las cartas de presentación del primer eléctrico de Volvo, para el que ha elegido la carrocería de su SUV más pequeño, el XC40, lo que le convierte en un matagigantes cero emisiones.

Este versátil vehículo -con un conductor de 1,80 metros cabe perfectamente detrás un pasajero de la misma envergadura- de 4,42 metros acelera de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos, lo que le permite meter en cintura a muchos vehículos de mayor factura y envergadura.

Otro dato a tener en cuenta a la hora de compararle con otros eléctricos de precios más elevados y potencias superiores es que incorpora como asistente a Google, lo que facilita mucho las cosas al volante a la hora de buscar una dirección o recibir información de cualquier tipo (basta con preguntar Hey Google, como hacemos con nuestro móvil).

En esa filosofía de facilitar la cosas a bordo, Volvo ha prescindido de levas al volante o de un modo B en la palanca de cambios con las que aumentar la intensidad de frenado, así como del botón de arranque tradicional.

Se abre el coche, nos ajustamos el cinturón, engranamos la marcha y no hay nada más que hacer.

Como mucho elegir (esto es un poco más engorroso, porque hay que hacerlo desde la pantalla del sistema de infoentretenimiento) si queremos o no la opción de pedal único (cuando dejamos de acelerar el coche empieza a frenarse de forma automática, por lo que podemos prescindir casi del pedal de freno. La energía que se obtiene de esa deceleración se emplea para recargar la batería, de 78 kWh).

Tampoco vamos a encontrar en el Volvo XC40 Recharge eléctrico los ahora tan habituales modos de conducción (ECO, Normal, Sport…). La verdad es que en la ruta que hemos hecho hoy (de 137,5 kilómetros) no los hemos echado de falta, porque el coche empuja con mucha fuerza y de forma inmediata, lo que facilita sobremanera los adelantamientos, las salidas de las plazoletas o las incorporaciones a vías rápidas.

En definitiva, el XC40 eléctrico es un coche que se conduce como sus hermanos de gasolina o híbrido enchufable. No hay que estudiarse el manual de instrucciones, ni ver videos en las redes para entender el funcionamiento del coche.

Es muy confortable para viajar (su amortiguación es más blanda que dura, pero sujeta muy bien al vehículo en curva) y sorprende por su espacio interior, en el que cuatro adultos viajarán con una sensación de amplitud muy parecida a de vehículos de segmentos superiores.

El cargador de a bordo del coche es de 11 kW y puede recargarse en corriente continúa hasta 150 kW (del 10 al 80 % se tardarían unos 33 minutos) y en corriente alterna trifásica de 11 kW en unas ocho horas (al 100 %).

Los cables pueden guardarse en el maletero delantero (de 31 litros) o en el trasero (de 413 litros, frente a los 452 litros que ofrece un XC40 de combustión).

Su capacidad de remolque es de 1.500 kilos, lo que también le pone en igualdad de condiciones con vehículos más grandes de la competencia.

Ya está a la venta (tiene que ser a través de la página web de Volvo, aunque la operación se cierra en un concesionario) y la filial española de la marca sueca tiene para este año adjudicadas 200 unidades, aunque ya ha pedido otras 200 más, según han explicado en la rueda de prensa de presentación a la prensa del nuevo modelo. Para 2022 esperan contar con más de 1.000 unidades.

El precio de partida es de 52.286 euros (con descuentos se queda en 51.260 euros), pero Volvo España ofrece por 54.623 euros un pack de servicio que incluye la garantía, el mantenimiento y el seguro durante tres años.

Desde el acabado de acceso son de serie los asistentes a la conducción de frenada de emergencia en ciudad, pilot assist, advertencia de cambio de carril, aviso de carretera resbaladiza, control de alerta del conductor, de descenso de pendientes, de tráfico cruzado y de reconocimiento de señales.

Sale de fábrica además con cargador inalámbrico, google maps con navegación, pantalla central de 9 pulgadas, chasis dinámico, cuadro de instrumentos digital de 12,3 pulgadas, faros delanteros de led, llantas de 19 pulgadas, asientos delanteros eléctricos y calefactados, cámara trasera o portón eléctrico.