Seleccionar página

Nissan y Easycharger comienzan la instalación de cien puntos de carga rápida

Nissan y Easycharger comienzan la instalación de cien puntos de carga rápida

Nissan, en colaboración con Easycharger —empresa española dedicada a la instalación, gestión y explotación de puntos de recarga— y con el apoyo de los fondos destinados a proyectos de infraestructura de recarga del PLAN MOVALT, ha comenzado a instalar cien estaciones de carga rápida en las principales vías españolas, un proceso que ha comenzado con la instalación de un punto de carga en Aranda de Duero y que continuará durante 2019 hasta completarseEsta red de recarga pública y universal permitirá cargar a cualquier vehículo eléctrico, sea de la marca que sea, eso sí con un precio ventajoso para los clientes de un Nissan 100% eléctrico.

La primera estación se ha instalado en el Área de descanso de Tudanca (Aranda de Duero) a 153 Kilómetros de Madrid, en la A-1, de manera que un viaje de Madrid a Bilbao ya es posible en vehículo eléctrico. Además, en este trayecto Madrid-Bilbao en las próximas semanas se contará con otras dos estaciones de carga rápida situadas en Burgos y en Miranda de Ebro para ir completando un mallado que sitúe una estación de carga rápida cada 150 kilómetros en toda España. Cada estación podrá contener varios puntos de carga en función de las necesidades. 

Cada uno de los espacios de carga estará compuesto inicialmente por un equipo de carga semirrápido de hasta 22 kw en trifásico y un equipo de carga rápido de 50 kw, aunque dependiendo del flujo de demanda, en algunos emplazamientos se instalarán incluso cuatro equipos de 50 kw para atender la demanda, con lo que se podría servir hasta a ocho vehículos eléctricos cargando simultáneamente.

Cada emplazamiento de recarga se ha dimensionado en acometida e infraestructura para poder suministrar hasta 630 KVA (500 Kw), por lo que según se vaya creciendo la necesidad de recarga, se podrán instalar equipos de carga ultrarrápida de hasta 150 kw por punto de carga.

Según los datos proporcionados por Nissan, la tarifa estándar de recarga para cualquier usuario es de 0,30 €/KWh para la recarga rápida en los equipos de 50 kw, pero los usuarios de vehículo eléctrico Nissan tendrán un descuento del 50% sobre dicha tarifa, por lo que recargar el 80% de la batería de un Nissan Leaf, en 40 minutos, nos costará menos de 5 €.  La operativa de carga de la red se hace a través de un aplicativo móvil o web (Easycharger app), y los clientes  que quieran beneficiarse del descuento en la tarifa deberán registrar su vehículo eléctrico Nissan.

El diseño de estos puntos de carga está pensado para que ningún conductor tenga que desviarse de su ruta para cargar el coche y pueda viajar cómodamente. Para esto, todos ellos están situados en áreas de servicio dotadas con restaurantes, hoteles, etc., muy cerca de la carretera y accesibles en ambos sentidos.