Seleccionar página

Volvo C40 Recharge, 420 km de autonomía que podrán mejorarse telemáticamente

Volvo C40 Recharge, 420 km de autonomía que podrán mejorarse telemáticamente

El Volvo C40 Recharge es el nuevo automóvil 100 % eléctrico de la marca sueca, que le ha montado una batería de 78 kWh con la que tendrá una autonomía de unos 420 kilómetros y que se podrá recargar hasta un 80 % de forma rápida en unos 40 minutos.

Ha sido presentado este martes de manera virtual por los máximos directivos de la marca y supone el segundo modelo eléctrico puro del fabricante sueco, tras el XC40 Recharge, con el que comparte batería.

Según el fabricante, tanto el dato referido a la autonomía, como el de tiempo de recarga rápida, se espera que mejoren en el futuro a través de actualizaciones de fábrica a distancia.

Volvo no ha desvelado la potencia del C40 Recharge, pero sí ha adelantado que contará con un motor eléctrico en cada eje.

Es el mismo esquema de propulsión que en el XC40 cero emisiones, que ofrece de forma conjunta 408 CV y tracción total.

Para la construcción del C40 Recharge se empleará la plataforma modular CMA para modelos compactos, que es la misma que se usa para la variante cero emisiones del XC40.

Entrará en producción este otoño en la fábrica belga de Gante, por lo que compartirá espacio con el XC40 Recharge.

Su comercialización —no se ha concretado la fecha-— será solo a través de internet, tal y como ha anunciado Volvo, que también se ha comprometido a ser en 2030 una marca cien por cien eléctrica, en la que paulatinamente dejarán de tener cabida las motorizaciones de gasolina, aunque sean híbridas.

La marca sueca lo que busca es reducir la complejidad de su oferta, por lo que el nuevo Volvo C40 vendrá con un paquete de mantenimiento incluido, que además sumará el seguro, la asistencia en carretera o las opciones de carga para el hogar.

Exterior e interiormente, el C40 Recharge dispone de todos los beneficios de una carrocería SUV, pero con un diseño más bajo y elegante, según la marca.

Su línea está más próxima a la de un SUV coupé, que a la de un SUV tradicional, por la acentuada caída de la línea del techo según se aproxima a la zaga, en la que destacan los originales faros, cuya firma lumínica continúa hacia arriba por el portón buscando la parte más alta.

Otra característica destaca del C40 es que se trata del primer Volvo en el que no utiliza cuero para la tapicería.

El interior está marcado por una posición alta de conducción y por que equipará uno de los mejores sistemas de infoentretenimiento del mercado, que ha sido desarrollado conjuntamente con Google y está basado en el sistema operativo Android.