Seleccionar página

Maxus presenta su nueva furgoneta 100% eléctrica EV80

Maxus presenta su nueva furgoneta 100% eléctrica EV80

El fabricante de vehículos Maxus, de origen inglés, perteneciente al gigante asiático SAIC Motor —séptimo constructor de automóviles más grande a nivel mundial con más de 200.000 trabajadores—, inicia su actividad en España a través de su red de concesionarios ofreciendo furgonetas de carga y chasis de 3.500 kg  así como sus versiones 100% eléctricas.

A día de hoy, la red de concesionarios Maxus España cuenta con 21 puntos de venta y posventa repartidos por toda la geografía española y cuenta con el respaldo de grandes grupos de concesionarios. Se prevé que la marca llegue a tener 38 concesionarios a final de este año 2019 con lo que pretende rápidamente asentar su implantación. Maxus está representada a través de su red de concesionarios y se estima que en el año 2021 se implante la comercialización de su división de vehículos de pasajeros con la llegada de modelos SUVs, pickup, todoterrenos y monovolúmenes.

La gama de furgonetas 100% eléctricas de 3.500 kg, denominada como Maxus EV80 —disponible a la venta en tres versiones: furgón de 10,2 m3,11,4 m3 y un chasis cabina para multitud de aplicaciones— cuenta con un motor de 92 kW (135CV), baterías LiFePOde 56 kW.h de última generación y carga rápida y carga lenta de serie ofreciendo una autonomía real (testada y probada por empresas como Mercadona, que ya ha incorporado el modelo de chasis-cabina a su flota) de más de 200 kilómetros en condiciones de reparto urbano, lo que la hace única en el mercado, demostrando así ser la marca de vehículos industriales más adelantada en electromovilidad en cuanto a tecnología y transformaciones de los vehículos se refiere.

Fábrica de furgonetas SAVA

Fábrica de furgonetas SAVA

Si bien, en el año 2009, SAIC adquirió la marca centenaria industrial británica Leyland y, tras una inversión multimillonaria para su reindustrialización proporcionándole tecnología punta al más alto nivel, la devolvió al mercado bautizada como Maxus con la finalidad de disponer de dos divisiones: industrial y de turismos. Uno de los mayores éxitos europeos que obtuvo Leyland fue con el modelo J4 y que también se fabricó en España -bajo licencia Morris- a través del constructor Sava, comercializándose como Sava J4 -toda una superventas- y llegándose a fabricar hasta finales de la década de los setenta bajo denominación Pegaso.