Seleccionar página

Torrot Velocipedo, entre el coche y el ‘scooter’ eléctrico

Torrot Velocipedo, entre el coche y el ‘scooter’ eléctrico

La firma española Torrot, con sede en Girona y una trayectoria ya consolidada en la fabricación de scooters eléctricos —su modelo Muvi alimenta a la flota de motosharing Muving— acaba de presentar su nueva línea de vehículos eléctricos, el Torrot Velocipedo, en el Salón EICMA 2018 de Milan.

Con un diseño a medio camino entre las añoradas BMW C1 y el Renault Twizy, el Velocipedo está diseñado para ofrecer las mismas ventajas de un scooter eléctrico, pero con la seguridad de sus tres ruedas y una carrocería de fibra de carbono que protege a los usuarios en caso de vuelco.

A diferencia de un scooter tradicional, el Torrot Velocipedo tiene asientos convencionales similares a los automóviles. Incluso dispone de cinturones de seguridad de tres puntos clásicos, una característica que no se encuentra en un scooter eléctrico estándar.

El Torrot Velocipedo funciona con un motor de 8 kW  (10.7 hp), capaz de alcanzar una velocidad máxima de 95 km/h. La correa del motor impulsa la rueda trasera con un par máximo de 320 Nm y le otorga unas aceleraciones de 0-45 k/h de 5,5 segundos. Son cifras que lo convierten en un vehículo para moverse con soltura en entornos urbanos e interurbanos.

El Velocipedo viene de serie con cuatro baterías extraíbles de ión de litio de 1,6 kWh. Si 6.4 kWh de capacidad de la batería no son suficientes, el Velocipedo ofrece una ranura de batería adicional para un paquete opcional más. Eso empuja la capacidad total a 8 kWh. Con cinco baterías, el Velocipedo tiene una autonomía máxima de 120 km.

El nuevo Torrot Velocípedo parte de una misma base con dos modelos para satisfacer las necesidades de transporte de las personas y las empresas. En una primera fase, Torrot fabricará dos tipos de modelos de este vehículo. Uno biplaza, cubierto y con el que se podrá circular sin casco gracias a su cinturón de seguridad. Y otro segundo monoplaza, denominado Torrot Velocípedo C, con una mayor capacidad de carga y abierto, en el que será obligatorio el uso del casco, destinado a usos comerciales. Dos modelos adaptables a las necesidades particulares de cada uno de sus clientes.

Su homologación L3 eléctrica es la equivalente a motocicletas de 125 cc cúbicos en motores de combustión, lo cual permitirá conducir el nuevo Torrot Velocípedo a todas aquellas personas con permiso de conducir A en España (A1 desde los 16 años) o con permiso B de automóvil con más de tres años de antigüedad.

El Torrot Velocipedo tiene un precio de 6.000€ y la compañía, que ya está tomando pedidos anticipados, espera comenzar las entregas a partir de febrero de 2019.